Ella


resize_imageElla era sublime. Ni siquiera era vulgarmente hermosa. Era dolorosamente hermosa, al punto de hacer doler la mirada. Estaba prodigiosamente desnuda, bañándose en una tina a años luz, sin yo darme cuenta que llevaba un par de décadas muerta, porque ahí, ahí en la pantalla, estaba viva, los ojos vivaces, los labios carnosos, el pezón sonrosado y apenas disimulado por la espesa cabellera roja que yo (una niña apenas, asomándome a su intimidad) supuse natural.

Dicen que era sobrenatural. Que la gente quedaba vivamente impresionada. Que Jack Palance quedó  asombrado. Que en la calle las personas se detenían sólo a verla.

La película es la infravalorada The Fearless Vampire Killers, (algunos incluso la califican como “interesante error en la carrera del director)  filme paródico del género de vampiros, y una de las obras más oscuras de Polanski, que fue llamado acá La Danza de los Vampiros, y que a mis seis años me inspiraba tanta risa como pavor por su banda sonora que me parecía terrorífica. Comedia donde igual cabe un vampiro homosexual que uno judío que se burla del crucifijo como defensa.

Seguir leyendo

Only Lovers Left alive


Los verdaderos vampiros seductores

Casi olvido platicarles de esta pequeña joyita de Jarmusch, quien ahora experimenta con un tema que es la fascinación de muchos. Tilda Swinton y Tom Hiddleston, prestan sus muy particulares anatomías y pálidas pieles para interpretar a dos amantes, que son, junto con John Hurt,  los últimos vampiros que quedan en la tierra, bohemios, en este viaje delirante que gira como un vinilo en el tornamesa, vampiros milenarios que han vivido muchos siglos sobre la tierra, hartos de la raza humana o “zombies”, como ellos les llaman, y la devastación que han hecho sobre ella, y si lo “místico” de sus nombres no debieran decirnos  nada más.

tumblr_static_header2

Sólo hallan refugio en la musica, en coleccionar cosas hermosas, y en leer una y mil veces, con la velocidad del rayo, libros enteros  con sólo pasar las yemas de los dedos sobre las páginas, mientras degustan deliciosas popsickles de sangre congelada, maná y potentísima droga que puede elevar o condenar.

. Es Ava, la hermana menor de Eva, quien habrá de sacarlos de este  ritmo lento, eterno, desesperante que es su vida, noctámbula y sin ir a ninguna parte.

Es una metáfora de lo cíclico que es la vida, esta peculiar pareja que se ha casado más de una vez, pero que, paradoja de paradojas, vive separada y atestiguan el mudar de la humanidad, renovarse o morir. El agua como elemento de lucha y que será profético al final del filme, cuando sea demasiado tarde. O quizá es una advertencia de la decadencia del cine, tan necesaria en esta época tan saturada de vampiros sensuales y brillositos.

Only Lovers Left Alive sigue proyectándose en la Cineteca. Ver cartelera.

Oportunidad Laboral


Es la tercera o cuarta vez que me ofrecen “trabajo” en la calle. La técnica me la sé, vas por la calle, él (siempre un cuarentón, cincuentón, en un carro másomenos) baja la velocidad para poderte ver bien las nalgas, espera a que TÚ te des la vuelta en una esquina, te avienta intencionadamente el carro para que voltees a verlo, en ese momento te da el paso o se disculpa, para que puedas reclamar o darle las gracias, te saluda (buenos dias/tardes) para “devuelvas el saludo”, un gesto de agradecimiento o despedida y que vean todos los que van pasando, que te conoce de algo…

Por supuesto me aventó el carro, por supuesto voltee a verlo emputada, por supuesto pidió sus disculpas y por supuesto lo dejé con la palabra en la boca. Falla en que le devuelva el saludo. Me habla, ofreciendo el trabajo,  (siempre es de mesera en un congalillo), yo no dejo de caminar, lo obligo a ir a mi paso. Me pregunta dónde trabajo, cuánto gano, dónde vivo, si tengo hijos. No contesto a ninguna de sus preguntas. Me invita entonces a “desayunar”. Yo le pregunto sobre el trabajo, dirección, horarios, salario. Es renuente a decirme. En cambio, me extiende un papelito donde garabatea un teléfono con un nombre apócrifo, “Jerry”.

Le llamo dos días más tarde desde un teléfono público. Finge no saber quién soy. Le recuerdo que él mismo me dio este telefono, en la calle. ¿En cual calle?-Aquí, en la calle, le contesto- Quién te dio este número? Insiste. Le repito que él mismo. Me dice, -¿Te lo dio un hombre en la calle, descríbeme al hombre, estaba guapo? Le contesto : No, no era guapo. -Describeme al hombre: Completamente intrascendente, perfectamente vulgar- Bueno, deja ver que puedo hacer por ti. Te llamo después. (se olvida que no tiene a dónde)

Clic. Me hiede a trata. Tiro el papelito, tras hacerlo mil pedacitos

Los Mexicanos No Sabemos Hacer Casas


Y hablo en el sentido más general y amplio, ¿eh? No dudo que en México se titulen vergamil arquitectos chingones al año, que tienen idea de una construcción, mínimo, habitable. Hablo del México más general, del puritito medio pelo que quiere construirse “un jacalito allá en provincia…”

images
Imagen tomada de Internet. Estoy casi segura que la construcción la hizo un mexicano

En México, todos, creo, al menos ha visitado una casa, donde: Le jalas al excusado y al que se estaba bañando, se le va el agua. O al que estaba lavando los trastes (y entonces nadie se puede bañar mientras lavan los trastes, ni al revés). Le abres tantito al grifo, y éste te escupe. Abres TODO EL GRIFO, y sale un chorrito a cuentagotas. Las llaves abren en sentidos inversos (?) Hacen puertas largas, y pesadísimas, (como para que entren tres carros AL MISMO TIEMPO), y como es natural, por pura gravedad, éstas se cuelgan y se hace difícil abrirlas, cerrarlas, se cuelgan, hay que cargarlas mientras uno mete la llave, el piso no tiene la misma inclinación en toda la casa y las puertas no se abren bien, o éstas se abren en contrasentido y por tanto “matan” un espacio que pudo ocuparse mejor, los contactos son pocos y están mal ubicados de modo que hay que poner un montón de cables… Y así. Hay casas mexicanas MUY BONITAS, pero se baña uno en ellas (o pasa la noche ahí) y se acabó el amor.

No sé porqué es así o si así se usa,  pero no me he topado una casa mexicana que no tenga un detalle parecido. Por muy chingón que sea el barrio y por mucha plusvalía de la zona. En cambio, las casas de los gringos; abren todas las manijas de la casa en un sentido, si le abre poco, sale poca agua, los contactos están en la altura perfecta, hay apagadores en el pasillo, y en la sala (por si te levantas en la madrugada, y también para que cuando te vayas a acostar no tengas que cruzar la sala a oscuras). Por ahí leí que el gringo promedio habita 5 casas en su vida. Por tanto, comprende que la casa es un “bien pasajero”, que hoy renta, que la casa puede no aguantar un terremoto (o un huracán). Y además las hacen con tres palos de madera (pero cada palo bien puesto). El mexicano no aspira “habitar” cinco casas en su vida; aspira a “tener un patrimonio qué heredar a sus hijos”, y por eso las hace de concreto, para que “duren muchos años”. No sabe que, quizá, en el mejor de casos los hijos se van, o que puedan terminar peleando por una pinche casa fea, construida con las patas.

Y creo que se puede ver en barrios muy pobres como Neza, Ecatepec; viviendas están sin acabar: con varillas sobrantes de los castillos, sin aplanar, sin pintura, sin ventanas, con arreglos (?) al “provisionalmente pa’ siempre”. Los acabados son “vanidad”. Incluso si llegan a tener una casa con todo nuevecito, acabados e instalaciones bien hechas, al cabo de un tiempo esa casa empieza a deteriorarse porque en la mente mexicana no existe el mantenimiento preventivo y cuando todo falla, se improvisa en las reparaciones o peor aun, se suplen servicios en vez de repararlos. Somos la cultura de lo inacabado, del pinche pero parejo.

Colectividad


Quizá no lo saben, pero la pasada semana fue de elecciones acá en México. Entre todos los comentarios (mucha gente llamó a anular su voto), amparándose en que “ya no creen en el sistema político, ninguna propuesta los convenció, prefieren no darle ese voto a ninguno”…. Las excusas son muchas y muy variadas, pero todas apelan a estar ellos “bien” con su propia conciencia. Lo cual, beneficia, sobre todo, al partido en el poder (En México, el que un porcentaje grande del padrón no vote, no es motivo de anulación de esa elección… ¡Muy al contrario!, del sector votante se totaliza un resultado, de tal modo que, si un partido obtuvo un 18% digamos, al redondearlo y descontar los votos nulos, abstenciones, etc… resulta que “obtiene” un 36%) Fue tanta la gente, que, aún así, decidió anular, que de haber votado, fácilmente hubieran dado el triunfo a un partido de oposición (o fundar el suyo propio). Pero total.

De todos los comentarios que me llamaron la atención, fue el de una excompañera donde quiero hacer hincapié. Un colega nos roló una imagen de cómo este partido en el poder canjeaba votos por unas despensas, televisiones, dinero en efectivo… como siempre ha hecho. El comentario de ella decía, palabras más, palabras menos:

” Pues si las despensas se pagan con dinero del erario, yo sí quiero, díganme dónde es porque quiero que me toque”, etc.

No recuerdo qué le contesté, pero era algo enfocado a que los mexicanos  tienden a pensar “se pagaron con mis impuestos”, en lugar de pensar como colectividad, por ejemplo..¿quién ha oído de un candidato en campaña que prometa, aumentar los salarios qué permitirían comprar despensas de mejor calidad y mucho más seguido? , no sólo en campañas. Y a los políticos les funciona TAN BIEN. Y quizá tengan razón en que se pagaron con impuestos, quizá no estémal aceptar las despensas… siempre y cuando NO sean a cambio del voto. (¿Cómo? Hay muchas maneras, hay quien lleva a la casilla su espantosa “X” ya dibujada y recortada, la pone encima del candidato que le “compró” su voto y la fotografía para reclamar la despensa (o la pantalla, o el dinero), y luego vota libremente. De igual manera, ¿algún candidato promete combatir la corrupción con verdaderas propuestas, votar en contra de los privilegios de la clase política, no poder votar el aumento de sus propios salarios? (*Recientemente, Kumamoto, un joven político independiente, tuvo, entre otras propuestas, no aceptar prestaciones por encima de la ley, y reducirse el salario un 70%)

Me llamó la atención porque vino de una chica que, “supuestamente” concluyó una carrera universitaria y la ejerce. Si pensamos que el mayor sector poblacional, no concluyó su educación primaria, estamos jodidos.

También está el otro extremo, el que votó y cree que como ciudadano “ya cumplió”. Creo que el hecho de votar no hace cambios automáticos ni milagros, ni nos excusa de vigilar la chamba de los políticos. Creo.

Chicas que deciden aseñorarse


SW7Desde un tiempo acá, he tenido (¿quién no?)encuentros cercanos con una especie extranormal (sí, muy normales, no son, ¿eh?) Todos conocemos una, podemos VIVIR con una o peor…SER una de ésas sin darnos cuenta.

Son esas chicas de 20 y algo, (menos incluso) que “pretenden” adoctrinar a las de 30 y algo, con lo que, según ellas, deben o no deben hacer. “Debes vestirte más “de acuerdo a tu edad”, debes dejar de “ligar”, debes “dejar de frecuentar antros y dedicarte a cosas más de tu “edad”… ¿Qué se imaginarán estás imberbes polluelas, que hacemos las de 30 y algo? ¿Hacer macramé, vestir santos? Como si cumplir los 30 fueran una especie de interdición para chupar… y beber también.

tea-party-4No digo que todas, pero muchas de estas chicas que deciden aseñorarse a los 30 (o peor, decirle a las de 30 que deben aseñorarse), procedan de un alto o bajo sector social, son las que le tiran a casarse, a hacer un “buen” matrimonio. Y ya con eso, la libraron, porque siguen viendo al hombre como un plan financiero.

¿Cómo detectarlas, como saber si ud. es una de esas chicas? Si ud ha oído, en boca de alguna de sus amigas, primas, vecinas… o en ud. misma, alguna de estas frases, tengo que decirle: USTED  es una de esas señoras precoces:

Seguir leyendo

El Perro Guardián de las Estrellas


11401157_385817584956770_5441637832489154238_nTuve la fortuna de haber visto la película japonesa de Hachiko mucho antes de ver la de Richard Gere, (que en esta república bananera titularon “Siempre a tu lado”); y que, aunque sí, el remake hace llorar, no se compara en cambio, con la original nipona, como no me dejarán mentir, quienes vieron antes Hachiko Monogatari, es mucho más hermosa, compleja, redonda, lacrimosa.

Una parte que tiene el remake  a su favor el, es que, no nos permite ver la vejez de Hachiko, enfermo, lastimado por los otros perros… y así omite muchas partes, importantes de la historia, de modo que es triste, sí, pero no al nivel japonés de masoquismo.

Hoshi Mamoru Inu, “El Perro Guardián de las Estrellas”, publicado en formato manga por Kamite, también es la hermosa historia autoconclusiva, de amor entre otro Akita Inu, “Happie” y su amo, y cómo son las relaciones entre ellos desde que es un cachorro, y como, a  falta de poder hablar, este noble animal muchas veces es más expresivo que con las palabras que luego a nosotros nos faltan.

No les spoileo más la historia, ésta pequeña obra de arte, de Takashi Murakami, es para amantes de los animales, pero sí, deben recordar comprar un paquete de pañuelos antes de comenzar.

Hoshi Mamoru Inu,“El perro Guardián de las Estrellas” en la tienda de Slim $120 pesos. O los sábados en Rockshow (Basilio Badillo #4, afuera de Metro Hidalgo), a $50 pesos con @atomikomik

Gentesombra


14175186045427En el mercado de las creencias paranormales yanquis, hay una peculiar, “shadow people” o la Gentesombra, siluetas oscuras de entidades sobrenaturales o presencias de inframundo.

Como mujer de ciencia que me precio de ser, creo que el cerebro y sus jugarretas, insiste en  querer interpretar todo lo que vemos como parte de un todo, de una secuencia, y por eso nos juega malas pasadas,  lo que hay (sombras nada más, como dijo aquel filósofo), no es lo que vemos (sombras terroríficas antropomorfas).

Sin embargo, me crié en casa de mi abuela, y ella, una vez estando sola en casa, nos comentó que vio claramente a una persona pasar de una habitación a otra. No vio el género, ni cómo iba  vestida la silueta, solo tuvo… la sensación de cuando alguien se mueve, próximo a nosotros pero no viéndolo directamente, el acto de salir de un cuarto y entrar en otro… y el pie detrás, suspendido en el aire en el acto de dar la zancada.

Todo esto viene a colación, muchos años después, porque… creí ver una gentesombra.

Mi cerebro debe estar jugándome malas pasadas.

Ya no estoy deprimida !!


No sabía qué ponerme y entons me puse a hacer ejercicio con furia y rabia y a pegarle al costal de box.

Y pos no, ya no estoy deprimida. Nomás pa que no se queden con el pendiente :v