El Catracho Lurias

La primera vez que vi al catracho lurias,  yo no lo sabía pero él llevaba meses buscándome, sin saber nada o casi nada de mí,  esperando, cazando  la ocasión de toparnos y hablarme derecho.

No es nada raro encontrarse catrachos por aquí,  ya sea trabajando,  o pidiendo dinero para el camino (por aquí pasa el tren y hay un albergue, muchos continúan hasta EEUU)

Ya había habido otro catracho guapo. Pedía dinero en cierto mercado. Rubio,  con los ojos verdes y la barba de cinco días,  no sería nada raro que las mexicanas o sus mismas compatriotas viajantes le dieran sus favores sexuales.  No era sexo lo que le faltaba. Me pidió dinero.  Se lo dí.
Volví a mi casa y saqué unas camisas y unos zapatos que habían pertenecido a un hombre mío y que no extrañaría. Las agradeció mucho, pero tomando mi mano entre las suyas, me pidió volver a verlo. No le aseguré nada. Me dijo que estaría todas las tardes, durante dos semanas, en el mismo lugar. esperándome, antes de continuar su viaje. No me aparecí adrede. Mejor no tener esa tentación.

Pero este catracho se veía diferente.  Con facha,  sí, pero muy limpio, no más de veinticinco años,   no parecía alguien que está huyendo, más bien alguien asentado aquí.  Me había visto una tarde que salí a comer al mercado que hay afuera de la oficina, y desde entonces (cosa más tierna)  se dio a la tarea de buscarme en todos los mercados alrededor.  Pero de noviembre a febrero salí de la ciudad.

Ya estaba perdiendo la esperanza cuando me dejé caer, como quien no quiere la cosa, por el mismo mercado. ‘Pensé que no la volvería a ver, me dice, estuve recorriendo todos los mercados por si la veía’. Le dije con mucha pena que no me acordaba de él.

‘estaba allá,  comprando una pizza y me la dio’ Y entonces, como quitando telarañas, creí recordar, a un jovencito que me miraba comprar una pizza  con tal cara de hambre que sin decirle nada se la puse en las manos. Hasta ahora caigo en cuenta que no era la pizza lo que veía.
-¿para mi?
-¿No la quieres? – Dice que yo dije
-Gracias,  muchacha – balbuceó pero ya me habia ido.

-No se qué pasó,  si le conmovi el corazón o algo-
No supe que decir salvo ‘ya almorzaste’ y él ‘No’ y luego ‘y quieres almorzar ‘ y claro que quería.

Comimos, y ya más en confianza me dijo ‘me permite decirle una cosa’ y yo, desconfiada,  ‘a ver’ ‘Es uste’ la más guapa de todas las muchachas que pasan por aquí.  Llevo meses esperando verla’ ‘y porqué de usted,  hablame de tú,  que no soy tan mayor’
‘es que así hablamo’ lo’ catracho’.  No sé cuánto tiempo llevo esperando verla pero son meses.  La vi varias veces antes y no me atreví a acercarme,  pero hoy pensé,  ‘a quien no habla dios no lo oye…’

Fue extraño,  este hombre poniéndome en un pedestal y la gente pasando,  viéndonos con malicia,  el verdulero casi con envidia. ‘ya me tengo que ir ‘dije y era cierto pues no me daban tanto tiempo para comida, pero él  ‘tengo que saber su nombre ‘.  Se lo dije.  Entonces fue más atrevido y dijo lo que siempre me dicen ‘ Y si sos dulce, o amarga ‘

Solté la carcajada y le dije  al oído ‘ uy papi, hasta empalago’ Puso unos ojos como platos y dijo que quería morirse de un empacho.

Y así pasan los días,  algunos nos vemos,  sin planearlo ni pensar,  dejando muchos días de por medio.  Si nos hemos visto tres veces han sido muchas, pero cada vez me dice bestialidades tiernas,  que ‘no puede el vivir sin mi, ni yo sin probar un catracho’, que ‘ciegos deben ser los mexicanos si no caen muertos de amor cuando uste camina’ y que ‘ soy mas dura que el pavimento donde estoy parada’

La última vez tuve que decirle que NO a tanta insistencia.  Cuando me preguntó la razón le dije que tenía cara de MeVengoEnDosPutiSegundos.

Su rostro se ensombreció. Me dice, muy serio ‘ Mi negra. Yo le voa desí’ a usté una cosa. Mi mamaíta me decía ‘ De’pacito y con bonita letra ‘

Y aun estoy intrigada con eso.

Coméntale, es gratis

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s