Mi brevísima carrera en el soberano y etselso arte del teiboldans

Como ya lo han platicado cantidad de muchachas medianamente sabrosas, yo nada más vengo a reafirmar lo que muchos ya conocen: mi efímero paso en el galano arte del tubo. Conmigo no hubo madre emputada e indignada poorrque “mi hija quiere ser puta“, ni marido dolido y ardido porque “elegí el camino fácil” (claro, es muy pinche fácil encuerarse todas las noches frente a un chinguero de desconocidos y mantener el temple y encima, al cabrón). Ya era una mujer empoderada y emancipada, y necesitaba dinero (¿hay otra razón?). Lo siento, no hay glamour en esta historia.

Tampoco fue la increíble y triste historia de la  cándida chavita que va con su solicitud por la chamba de recepcionista y le dicen que tiene que vender X bebidas por noche, topless. Yo ya rozaba la treintena y ps sabía a lo que iba.

TABLEDANCE-7

De modo que me rasuré las piernitas, las axilas, le dí una podadita al jardín dejando un poco de vello en forma de finísima mohicana arribita del pubis, me pinté las uñas (todas) agarré tres tangas negras, nuevecitas, tres cambios de ropa, mis zapatos de zorra, me puse mis mejores garritas (es decir, las más favorecedoras), me maquillé con cuidado y me salí a la calle.

Ahora, hay un slang (jerga) que es como de cajón en el oficio. Las tres que te salvarán la vida son: Mami, piojo, cachuchera. La mami es la encargada de que a las chavas no les falte nada, de protegerlas y hasta de dar la cara en un operativo para que ellas pasen como “secretarias”, así estuvieran encueradas en el momento del operativo, por supuesto también es la que contrata y la que te “cala” nomás llegar, por cómo llegas y cómo contestas y cómo todo y si eres mayor de edad y si vives con papi y mami o con tu novio y si sabe y qué opina él y porqué quieres bailar. Si la mami está de acuerdo, te pasa a una oficina con un señor trajeado que no, no te va a coger ni a tocar. Sólo va a ver que todo esté en “orden, el visto bueno”. Pasado esto, escoges un vestido que te presten (en los más nice) o te pones un cambio de ropa (si lo prefieres) Bajas y te presentan al díyei. -Mi nombre es Lilith. (uno de tantos que usé).

Ya sabes, puede ser de dos o tres rolas (dos de rigor), la primera movida y la segunda más cadenciosa, que es el striptís propiamente. En los antros más nice no es obligatorio que termines “al natural”, es decir, encuerada, sino con la tanga. Escojo “Enter Sandman” para calentar al público, y “Man in The Box” para el strip. Mientras, siguen desfilando las chavas que ya estaba programadas y aprovecho para tomar aplomo y estudiar a las otras.

Nunca he estado en un tubo pero no me da terror, piso con firmeza y decisión,  tomo el tubo como si estuviera sola en el baño de mi casa, con seguridad. No puedo permitirme la duda, ellos son jauría y huelen el miedo.  Me desnudo muy despacio, como si no hubiera hecho otra cosa en la vida. Los pocos clientes que han llegado al copeo me miran con cierto interés. Empiezan los acordes de Man in The Box y me siento la mujer más sensual del mundo. Hay grititos reprimidos cuando suelto las correas del corsé negro y quedo topless. Sigo girando, tocando mi cuerpo, mirando sin mirar. Jalo un poco la tanga para que se vea un poco de vello y mi sonrisa vertical. He logrado lo que quería; gritan emocionados, los que están justo frente a mí me miran hipnotizados mientras hago trabajo de piso. La canción ha terminado, recojo mi ropita y la poca dignidad que me quedó y voy a rondar las mesas a ver si hay alguno que me invite una copa, pero hay mucho cliente piojo  (que hace el consumo mínimo y luego ya ninguna bailarina los pela) y la noche es joven .Voy  sentarme con mis nuevas compañeras. Muchas son madres solas, y quieren sacar adelante a sus hijos. Adiós al romance de la universitaria o de la que lo hace por gusto (que las habrá), sorry.

Al avanzar la noche, ya hay más clientes, y uno aquí, uno allá, compran un privado y vienen conmigo. Lo anterior se repite varias veces (ellos no te pueden tocar, dependiendo de qué tan nice sea el lugar) La noche no me sale en menos de dosmil pesos. Hay que tener mucho colmillo, y conocer a tu auditorio. Aprendes a capotear. Si es un caballero de la edad media, me descuelgo con Master and Servant, o con New Sensation. Si por el contrario el cliente es un junior, me arranco con algo de Inna o  con  Daft Punk. También el nombre es importante. Las bellísimas checas y rusas tienen nombres como Jennifer, Keyra, Natasha, Natalie, Britany;  las pelirrojas, Sheila, Rubí, Jacqueline, Cassandra, Janine; ahora que si tienes un color de piel más achocolatado: Azúcar, Siboney, Selina, Deyanira, Keysha, Fátima, Alisha, África.

Finalmente, las “cachucheras” es lo más bajo de lo bajo en el mundo de las bailarinas exóticas: aquellas que se dejan agasajar por clientes piojos en antros de regulares a malos, sin pago de bebida ni de privados, trabajan en piojeros y se la maman a un cliente por tres pesos.

También, acostúmbrate al estilo de vida. Muchas bailarinas después de trabajar, se van al after, con clientes o con sus parejas. Esto es natural. Tienes la opción de irte a rentar con una compañera en edificios que son totalmente para ellas. Esto es totalmente tu decisión, ya que te cobrarán una cantidad mensual que la casa fija por tenerte shampoo, rastrillos, todo lo necasario,  y prestarte un poco de ropa de show en lo que empiezas a juntar.

También empiezas a tener mucho pegue. Los hombres te tratarán diferente, sus técnicas de ligue son más “sofisticadas”, le invierten en tí y no faltará el que te quiera pagar por ir a la cama con él. Esto también es totalmente tu decisión, y si estás en un antro fino, nadie ejercerá presión para que te acuestes con él…pero sí habrá cierta coacción si finalmente decides acostarte con él, el lugar (si es de los buenos) no te expondrá a irte a un hotel donde te dejen tasajeada en el jacuzzi, sino que dispondrá de un lugar expresamente para eso, estarás bien cuidada, y todo por el dinero que ello también le reportará a la casa. Y ya que estamos hablando de esto, en algún momento habrá algún cliente que te guste. Pero es tu decisión.

Yo  NO tenía contemplado hacer una larga carrera en el mundillo; aunque hay bastantes chicas que sí le tiran a vivir un buen rato. Pero la verdad es que el mismo estilo de vída te orilla a ciertos contactos y amistades. Aunque lo recomendaría como experiencia a toda mujer aunque… sí, no es para tímidas, y sí, se necesita colmillo. mucho colmillo. Te da una idea de cómo los hombres son, (no todos, pero sí muchos, muchos)de cómo se maneja el mundo, lo fuerte que implica aceptar un “trabajo” así, te sitúa en este mundo de cagada, la forma en que te coacciona es muy cabrona, y encima bien pensada para que parezca que no lo es.

Cualquier pendejo puede venir a este relato y decir cosas como “Pues nunca dices que fueras obligada, nadie te presionó, dices que “sabías a lo que ibas”, pues aguántate, hay otros trabajos…” Aunque yo (y ellos mismos lo aceptan) no conozco ningún otro trabajo TAN flexible y que al mismo tiempo te permita ganar tanto. La forma en que la sociedad te coacciona es muy cabrona, y encima te hace creer que si aceptas la coacción ES CULPA TUYA. Del cliente que favorece este tipo de giros, de la sociedad que la tolera, de la ley que se beneficia de ello, JAMÁS.

Y así, en la flor de la edad y con un brillante porvenir en el excelso arte del teiboldans, me retiré .

Y ya, me voy antes de que algún machoprogre empiece a decir que “no tengo derecho a pedir respeto ni derechos humanos si me beneficié (JAJAJA !!) del patriarcado que me “protege”, o que ya de plano deje de decir pendejadas y “vaya a moverle las nalgas” (porque de seguro el tipo está clavado conmigo).

Anuncios

2 thoughts on “Mi brevísima carrera en el soberano y etselso arte del teiboldans

Coméntale, es gratis

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s